Vestidos años 50, pinup, rockabilly, swing, madmen...

Las chicas prefieren Vespa


Hablar de las primeras chicas motoristas es referirnos a esas alegres muchachas que protagonizan los viejos carteles de época de la Vespa italiana. Con todo el respeto al profundo rugido de la Harley, prefiero el alegre zumbido de avispa de la Vespa.



Desde la década de 1950, cualquiera que haya visitado Italia, especialmente Roma, se habrá dado cuenta de que es habitual encontrar un montón de chicas bonitas conduciendo una Vespa. ¿Por qué la Harley Davidson se convirtió en el vehículo del hombre, y la Vespa Piaggio pasó a ser el icono de libertad de la mujer?


Una motocicleta Sissy
Al diseñador original de la Vespa, Corradino DÁscanio, no le gustaban nada las motos y lo único que pretendía con su fabricación era tratar de motorizar a un país devastado por la guerra. La motocicleta sencillamente le parecía un modo sensato de transporte: manejable,  económico y sin necesidad de permiso de condución..


Piaggio encarga un primer proyecto al ingeniero Renzo Spoli, en el que el nuevo vehículo recibe el nombre de Paperino, que significa patito en italiano, con un diseño inspirado en las motocicletas plegables utilizadas por los paracaidistas ingleses. El proyecto del primer prototipo no convenció a Piaggio y recurrió al ingeniero aeronáutico Corradino D'Ascanio. El ingeniero, al que le gustaban más los aviones que las motos, diseñó un vehículo de aspecto revolucionario para su época que lo hizo apto para todos los públicos. Las mujeres ya podían pilotar motos.


D'Ascanio situó un gran escudo delantero que protegía las piernas que a la vez que mantenían al piloto seco y limpio. Utilizó soluciones aeronáuticas como las ruedas sujetas por un solo lado, escondió el motor bajo unos cófanos sobre la rueda posterior e ideó el brazo delantero pensando en el tren de aterrizaje de un avión. Con estos ajustes las mujeres podían montar la moto con vestidos o faldas en lugar de tener que montar a lo amazona como era lo habitual en las motos tradicionales. Además eliminó las cadenas con lo que se desquitó de un plumazo de las manchas de aceite, la suciedad y el desaliño estético.


 Marcas estereotipo

Desde el primer momento, la Harley representó la libertad y el poder masculino.
La Vespa, sin embargo, fue por su diseño, hecha para la mujer; las mujeres estaban destinadas a conducir una Vespa.



Principios de 1950. De aventura exótica a cosmopolitismo sexy.
Los primeros anuncios de Vespa nos brindan los clásicos óleos de pin-ups.
Mientras que a mitad de los años 50 las pinups de Vespa posan tranquilamente reclinadas sobre su vespa, en la siguiente mitad se nos presentan como mujeres cosmopolitas, inteligentes, ocupadas de ir de aquí para allá.
 

Finales de 1950. Cambio a la fotografía y entrada  de la revolución sexual
El feminismo, en el nicho de los anuncios Vespa, alcanzó su punto máximo a mediados de la década de 1950. Al tiempo que caía el romanticismo de la ilustración la fotografía avanzó en línea recta. Paulatinamente La Vespa pin-up dejó de ser la aliada de la mujer moderna e intrépida para pasar a convertir a la mujer en un accesorio de la moto.



Se está formando una extraña pin up híbrida que pronto sufrirá una transformación.


Verano de 1960. Verano de las letras
Las pinups Vespa de 1960 con las que más identificamos con las chicas Vespa. Era la época del apogeo de la Vespa, se convirtió en un icono de moda y un accesorio imprescindible para para la chica joven que quería estar a la última. Además las motos se podían comprar a plazos por lo que era accesible para la gran mayoría. 




Jóvenes, grandes celebridades como Jayne Mansfield, Raquel Welsh y Urssula Andrews promovían con entusiamo la preciosa y coloreada Vespa. Aunque su belleza era puesta en duda por una masa de seguidores de la estética tradicional.

La Vespa en España

Desde su aparición a mediados de los cincuenta, miles de unidades llenaron las calles de las ciudades. Un sidecar adaptado a la moto la convirtió en un vehículo que servía para el transporte de toda la familia.




España también se sumó a la histora pinup de la Vespa, en todos esos años, pero de una manera diferente, cómo sólo nosotros sabemos hacer, a lo pinup castizo.









1970. El Mod da paso al movimiento hippy

Se nota un cambio de imagen en los anuncios de Vespa de los años 70. Llegan las flores, se adopta la moda hippie, un poco menos elegancia y un poco más de deportividad. Y las motos se pintan de colores más vibrantes.








1980. Vespino made in Spain

Al contrario que el resto de fábricas de Vespa, las cuales fueron cerrando paulatinamente, la fábrica española creó un producto propio en 1968 para afrontar la caída de ventas, el Vespino, de patente española, que mantuvo la producción de la Vespa en España hasta 1990.


El modelo 150 S, era en su momento el más alto de su gama y su diseño correspondía al de una versión "españolizada" de la 180 italiana, pero con un motor más pequeño. La versión básica era la 125.


2000. Algo viejo, algo nuevo
La venta de Vespas había pasado años muy malos pero en los 80 se recupera. La concienciación ecológica comienza y Piaggio vuelve a introducir la Vespa como transporte respetuoso con el medio ambiente. Ahora la Vespa es limpia y segura. Sin embargo los anuncios no parecen cambiar. Aunque las modelos son una representación de lo que se considera belleza y moda actual, sin embargo las fotografías se esfuerzan en transmitir el espíritu Vintage de Vespa. 




Más información    Wikipedia Moto 22 Designsit you
En Chucablog    
Si te gustan las Vespas y quieres ver más fotos visita mi album de facebook